– La Súper Mamá de Cancillería

La Súper Mamá de Cancillería

Misión Fenix

.

Creo representar a muchas mamas y trabajadoras de Chile, lo difícil es conjugar el rol de mamá y funcionaria pública y saber que tienes que ser súper en las dos actividades, tan diferentes. Pones el despertador a las 6:00 de la mañana para no atrasarte, corres a la ducha, sales, te comienzas a arreglar y más tarde comenzar la dura tarea de despertar a tus retoños, que lo más probable se quedaron viendo televisión hasta altas horas de la noche y pueden haber dejado una tarea pendiente y lo único que quieren es seguir durmiendo, preparas el desayuno, mientras tanto avanzas preparando el almuerzo de los niños, ordenas un poco la casa, diriges que se tomen el desayuno, porque la nana no les da leche, es más fácil para ella darles un jugo, así que para asegurarte lo preparas tú, mientras tanto, el marido saca el vehículo, tú esperando que llegue la nana, implorando que no haya amanecido enferma o llegue tarde y te complique más tu mañana, si llega tarde, pasado las 7:15 como es habitual en ella, ya no te vienes en auto relajada y tranquila te vienes volando y ahí como puedes te vienen maquillando un poco en las luces rojas de los semáforos, rogando alcanzar a estar lista cuando te dejen en el trabajo, porque en tu mañana no alcanza el tiempo para arreglarse, con suerte te secas el cabello y te peinas a la rápida, el marido al lado que no viene tan contento con tantos tacos en todas las calles de Santiago y más encima que esos 10 minutos de atraso significan 20 minutos en la práctica, cuando logras llegar al templo del trabajo vienes algo estresada y todavía te preguntas: ¿Porque estoy cansada? ¿Si dormí bien anoche?.

.

Luego empieza tú rutina de trabajo: ver tus correos de Outlook que a tempranas horas ya están con correos no deseados y chequear si te dejaron solicitudes pendientes, alguno de tus jefes que se quedó trabajando hasta más tarde,donde habitualmente te envía recordatorios para ver a primera hora donde debes resolver, agendar y así sigue la carrera, y la mañana se pasa volando, entre el teléfono, correos, recepción y elaboración de documentos, cuando ya no te das cuenta es la hora de almorzar, luego seguir con la rutina del día con la mejor de las sonrisas, te pones una manito de gato ya que el maquillaje que te pusiste en el auto cuando venias corriendo ya no existe y así se pasa la tarde hasta que no te das cuenta son las 6:00 de la tarde donde comienzas a guardar las cosas, cerrar tú equipo. Esperar al esposo para regresar juntos a casa, en el camino pasar a comprar algo para la once, siempre apurada para lograr llegar antes de las 7:00 de la tarde cuando salen los niños del colegio, llego a casa,donde mis2 perritos no me dejan entrar de la felicidad,se ponen tan contentos comienzan a correr por el patio y ahí empieza laloca carrera por tomarlos para que al entrar el auto este no los atropelle. Luego al colegio a esperar a los niños, como ya son preadolescentes debes hacerles una seña de lejos ya que les da vergüenza que sus amigos vean que su mamá los van a buscar, están grandes para algunas cosas y chicos para otras, ellos eligen de acuerdo a lo que les conviene, por supuesto, olvídate del besito cariñoso, un besito rápido cortito, que no los vean sus compañeros, o sea, más encima después de todas tus carreras se esconden de ti, que a esa alturas estás un poco cansada,tú esposo colabora prepara la mesa, las tazas,y comienzas a preparar la once y se te viene encima el pliego de peticiones: que mamá necesito estos materiales y la tremenda lista, no sé si los profesores sabrán que soy funcionariapública o pensarán que trabajo en una libreríay que todos los días dispongo de presupuesto extra, para comprar útiles, que muchas veces no se encuentra a la vuelta de la esquina, entre tanto, empiezan los niños nuevamente con sus temas escolares;mañana tengo una tarea, hay prueba de lenguaje, tengo que leer un libro, mañana Jeans Day,al colegio no se le ocurren más ideas para sacarles dinero a los padres así que inventaron el famoso Jeans Day donde pagando, por supuesto, los niños pueden ir con ropa de calle, sino deben ir con uniforme, por supuesto que los míos quieren Jeans Day, así que no puedo olvidar dejar dinero para la colación y para estas actividades, entre tanta cosa, tus mascotas también quieren su tiempo y se te atraviesan para que los veas, casi te botan,debes hacerles un poco de cariño a la rápida, darles comida, agüita y finalmente logro sentarme a la mesa tranquila entre comillas y pienso “que felicidad un rato quieta y en familia”, luego entre todos limpiamos y comienza la siguiente batalla, conseguir que los niños hagan sus tareas, ya que al otro día, generalmente, las tienen que presentar, te descuidas un segundo y salen a la calle a jugar a la pelota y tienes que traerlos de vuelta, alegando, no vienen muy contentos a cumplir sus deberes, cuando consigues que estén tranquilos y logras que se pongan las pilas, debes estar al lado de ellos como un gendarme, ya que ahora los niños traen incorporado en su disco duro el Déficit Atencional, no como cuando uno era chica, recibía un mechoneo y seconcentraba rápidamente, ahora no es así, te reclaman sus derechos del niño, y ahí debo permanecer sin poder hacer otra que colaborar con ellos en sus labores escolares, quedando generalmente llena de pintura y con papeles cortados por toda la casa, rogando que terminen los niños antes de las 9:00 de la noche aunque es casi una utopía, ya que los profesores se ponen de acuerdo y todos piden tareas de un día para otro, lo único que quiero es poder terminar a las 8:55 para poder ver las noticias y saber por último como estará el clima ya que a las 6:00 de la mañana siempre está nublado, miras el reloj y lamentablemente ya son las 10:15 ya pasaron todas las noticias tus niños toman un baño, se acuestany ahí te quedas tú, lavando la loza, ordenando la casa, hasta las 12:00 de la noche con suerte y al otro día te despiertas y te haces la misma pregunta, que te hiciste durante la mañana ¿Porque estoy cansada? ¿Si dormí bien anoche?.

One thought on “– La Súper Mamá de Cancillería

  1. Ana Luisa Barrientos

    Mi voto es para este cuento, encontre un cuento dinámico y entretenido espero obtenga un premio. Gracias.

Deja un comentario