Noticias

Igualdad de género, desastres y emergencias

A nivel mundial se reconoce la importancia de incorporar la igualdad de género en la respuesta a las emergencias de salud y los desastres. En el Marco de Sendai para la Reducción del Riesgo de Desastres 2015-2030 se insta a incorporar las consideraciones de género en la reducción del riesgo de desastres y la preparación para situaciones de emergencia, así como en el Plan de acción para la reducción del riesgo de desastres 2016-2021 (2016) y el Plan de acción para coordinar la asistencia humanitaria (2014), de la OPS.

A fin de que la respuesta a la COVID-19 y a las emergencias de salud similares sea más eficaz, debemos apoyar y aplicar enfoques de igualdad de género que aborden las necesidades específicas de salud de todas las personas en las diversas comunidades y los países. Desde una perspectiva de salud pública, además hay una sinergia natural entre el enfoque basado en el curso de la vida y los principios de la equidad en la salud, ya que las inequidades en materia de salud son el resultado de complejos procesos de desventaja a lo largo de las etapas de la vida y entre generaciones.

Antes de la COVID-19, muchos países de la Región de las Américas ya habían fortalecido su capacidad para responder a las emergencias y los desastres, así como su compromiso con la igualdad de género a nivel nacional. No obstante, a menudo no se activa plenamente un enfoque oportuno de género para responder a las emergencias y los desastres (1). En el presente documento se destacan las principales consideraciones que se deben tener en cuenta para integrar la igualdad de género como un tema transversal en la respuesta a las emergencias de salud y la reducción del riesgo de desastres, en especial frente a la COVID-19. La acción y la inversión pública son fundamentales para reducir la vulnerabilidad y fortalecer la capacidad de la población para gestionar los riesgos.

Los datos relativos a la edad y el sexo de más de un millón de casos confirmados de COVID-19 muestran una prevalencia similar de casos por sexo (520.417 casos confirmados en mujeres y 507.494 en hombres). La distribución por sexo de los casos confirmados de COVID-19 parece ser relativamente pareja en todos los grupos etarios (por ejemplo, 89.607 casos confirmados en mujeres y 86.470 casos confirmados en hombres de 40 a 49 años de edad).

Descargar documento PDF (12 páginas)